Resumen

Algunas pruebas ayudan a encontrar al culpable... otras consiguen condenar a un inocente. En este fascinante thriller, Phillip Margolin insinúa una inquietante posibilidad: ¿qué ocurriría si no pudiéramos confiar en los profesionales de los laboratorios criminalísticos? Dos abogados defensores comprueban, confusos, que las pruebas de distintos casos incriminan a sus defendidos, a los que creían inocentes. Ante esto, deciden unir fuerzas. Su investigación los llevará a buscar en los lugares más recónditos de las escenas de los crímenes…Margolin consigue meternos de lleno en el ambiente de los laboratorios de investigación criminal.

1 críticas de los lectores

6

Hombre, tanto como decir "fascinante trhiller" pues no, no lo es. Es un libro entretenido y facil de leer, ideal para una lectura en vacaciones. Eso sí, la traducción es pésima.

hace 13 años