PÍDEME LO QUE QUIERAS MAXWELL, MEGAN

Nota media 6,98 Bueno 346 votos 41 críticas

Resumen

Tras la muerte de su padre, el prestigioso empresario alemán Eric Zimmerman decide viajar a España para supervisar las delegaciones de la empresa Müller. En la oficina central de Madrid conoce a Judith, una joven ingeniosa y simpática de la que se encapricha de inmediato. Judith sucumbe a la atracción que el alemán ejerce sobre ella y acepta formar parte de sus juegos sexuales, repletos de fantasías y erotismo. Junto a él aprenderá que todos llevamos dentro un voyeur, y que las personas se dividen en sumisas y dominantes... Pero el tiempo pasa, la relación se intensifica y Eric empieza a temer que se descubra su secreto, algo que podría marcar el principio o el fin de la relación.

39 críticas de los lectores

2

Este libro es el segundo que leo de esta autora, y cabe resaltar que aunque es un calco casi exacto de cincuenta sombras de Grey (millonario de parafilias sexuales- mujer simple sumisa) también lo es de otro título de ella de nombre "Tampoco pido tanto", antes de comenzar con la crítica sobre el nivel literario, bastante pésimo por cierto, algo de lo que hablaré más tarde, vamos mejor a profundizar en las tramas recurrentes de esta autora, lo primero a destacar es que en muchos de sus títulos aparece esa "cenicienta" moderna, escrita desde una perspectiva machista y con una nota misógina, y digo esto, porque las protagonistas femeninas son mujeres en muchos aspectos muy "básicas", que en su mayoría provienen de familias desestructuradas, con puestos de trabajo irrelevantes en comparación a sus príncipes azules, a las que parece preocuparles más satisfaces sus instintos primarios, como el comer, dormir, beber y tener relaciones sexuales, de ahí no las saques ( esta es la nota misógina de la que hablaba), de cultura también parca que mira por donde tras un giro del destino, o de la trama, aparece su salvador, todas suelen ser secretarias, azafatas, enfermeras y ellos, provenientes de buenas y adineradas familias, cultos, con estudios superiores, guapos, inteligentes, perfectos multimillonarios, son los jefazos de jefazos, doctores, pilotos, incluso futbolistas de primera división que tras chocar su cochazo con el de una humilde secretaria, mira por donde se enamora perdidamente de ella, se casan son felices y comen perdices... este tópico se sucede en varios de sus libros, la azafata con muy pocas luces, con el piloto, la enfermera con el médico, la secretaria y el futbolista, como he mencionado antes, un cuento de cenicienta, en este libro Judith, la protagonista, es la secretaria de otra mando intermedio, mujer también y el día que se queda encerrada en el ascensor con un desconocido, resulta ser el "jefe de jefes" de la multinacional donde trabajaEric Zimmerman, un magnate de la empresa farmacéutica para la que ella trabaja, ahí le sopla él en el cuello cuando al ponerse nerviosa le salen "ronchones" ella le da un chicle en la boca.. no se, todo muy surrealista, más tarde una vez que ya se conocen e intiman, todo se sucede igual, él con unos celos enfermizos, ella sumisa, bronca-reconciliación- sexo, él se enfada, por cualquier nimiedad, no le habla, no la llama, ( estamos aquí en un maltrato psicológico) incluso en un episodio se relata una violación cuando ella se niega a mantener relaciones con una mujer, y él le tapa los ojos y luego le muestra la escena en la que sí las ha tenido c en vídeo, el "no es no" aquí brilla por su ausencia, no se.. al ser el rico, que la ha llevado en avión privado, en cochazos, a super hoteles, le ha comprado ropa de marca, y muchos más lujos que solo caben en la imaginación, parece ser que la cosa cambia, ella siempre entra en su juego, después llega la reconciliación y las escenas de sexo, estas en un momento están bien detalladas, (lo único que agiliza la trama),pero cuando ya lo han hecho veinte veces resulta aburrido, y recursos como _ Eric me mira, me mira, me mira_ no se que pretende la autora, ¿ cree que nuestro nivel intelectual es el mismo que el de sus protagonistas femeninas?, con una vez que lo escriba creo que nos damos por enterados/as de que Eric la mira, las repeticiones de palabras son constantes, sí no contad cuantas veces en una página dice maldije o maldijo - Eric maldijo, yo maldije, maldigo- ( se repite en otros títulos ) o la palabra disfrute, - Me siento y disfruto. - disfruta con mi vitalidad- lo veo y disfruto, y así un largo etc, otra "muletilla "que tiene la autora en este libro es el verbo cuchichear, conjugado en casi todos sus tiempos - mi hermana se acerca y me cuchichea, lo miro y cuchicheo, etc,etc , luego también destacar expresiones muy mal redactadas, como Eric me saquea la boca ( para decir que la besa), perdón ¿Cuándo se "saquea" una boca?, podemos entender que este escrito en un lenguaje coloquial que no vaya a ser traducido a otros idiomas y para hispano hablantes, con otras lindeces de la talla de "me empala", "bombear" " orgasmos devastadores "y abrimos otra vez el etc, también cabe resaltar las vocales repetidas - titaaaa - y así hasta veintinueve letras a, luego llega el apoteosis final, él llega en plan Richard Gere en Pretty Woman, para pedirla en matrimonio haciendo llegar hasta la casa de la protagonista desde la empleada del hogar, hasta su padre, hermana, sobrinos, ¿os suena el apoteósico final de "Tampoco pido tanto"? todos en el avión.. la misma estructura, el millonario imponente, un hombre de mucho éxito, con una mujer humilde que no ve más allá de sus narices, él la arrastra al mundo de los intercambios, y diversas parafilias y ella accede sumisa hasta convertirse en una "experta" casi más que él para acabar en el altar.. en resumen, aunque escrito con cierta prosa amena, según que gustos, los personajes son planos, los recursos siempre tirando de "muletillas", mal redactado, sin ninguna documentación sobre los temas que toca ( aviación, medicina, lugares que describe, nada que nos sitúe, en fin para mí es un libro que no recomendaría, aunque respeto cualquier opinión esta es la mía sobre esta lectura

hace 1 año
2

Recuerdo haber leído este libro a mis 15 años, realmente a esa edad terminé de leer este libro (no sé porque jaja) las escenas de sexo en ese tiempo me daban asco (algo que realmente no creo que deba producir un libro exótico). Lo releí ahora ya de adulta y la verdad no pude terminarlo, la historia es mala, una tía que se cree malota y el tipo diossssss mujeres un poco de amor propio vendría bien, es un asco el tipo donde le ven lo atractivo, no pésimo, muy mal libro.

hace 1 año
7

Vale sí, es casi un calco de 50 Sombras pero con un erotismo diferente en su "modus operandi", la cosa es que yo lo leí antes que 50 Sombras por lo que lo disfruté bastante. Además te adentra en ese mundo swinger del que tan poco conocía y te adentra de lleno, no como en 50 Sombras que me río yo del sado de Grey.

hace 2 años
5

Si salgo escandalizado de esta lectura, no es precisamente por las escenas eróticas. Primero, se trata de un calco de '50 sombras de Grey', segundo, tiene un nivel literario ínfimo y, tercero, una trama muy repetitiva con la secuencia pelea-reconciliación-sexo y vuelta a empezar, por no hablar de materialismo: el jefazo, el cochazo, la suite, etc. Si en el siglo XXI éste sigue siendo el prototipo, vamos mal.

hace 3 años
9

Me ha enganchado desde el minuto 0 lo recomiendo

hace 5 años
3

Una decepción llena de clichés, inmadurez, escrita de una manera infumable.El hecho que esté toda la novela en primera persona o sientes empatia con la protagonista o simplemente es frustrarte su comportamiento infantil y repetitivo. PARECE QUE EL SEXO VENDE Y DA IGUAL EL PRECIOOOOO

hace 5 años
10

Es una de las historias de amor y erotismo más maravillosa que he leído nunca. Megan Maxwell te dejará sorprendid@ con esta preciosa historia de amor entre dos personas que parecen ser incompatibles, pero que con el transcurso del relato te demostrará que no es así. Judith y Eric te enamorarán y te harán querer seguir leyendo mientras exploras las diversas perspectivas que te puede ofrecer el amor: juego, sexo, entendimiento, cariño, respeto, etc. y también te ofrecerán un sinfín de momentos que disfrutarás: risas, llantos, rabia, pasión.. Desde el primer momento en que comiences a leer no querrás parar y sentirás haber vivido una historia así por la cercanía que muestran sus palabras y diálogos.

hace 5 años
9

No voy a entrar en valorar la buena o mala redacción, o lo bien o mal que está escrito el libro, simplemente diré que a mí me ha entretenido mucho, la autora sabe mezclar bien el erotismo, el sexo y el amor. Sexo en cantidad y entretener sin más pretensiones. A los románticos como yo, os va a encantar. Podéis leer la reseña completa en loslibrosdemer.blogspot.com.es

hace 5 años
6

Mi Opinión aqui :https://adictowonderland.blogspot.com.es/2018/02/pideme-lo-que-quieras.html

hace 6 años
3

Impresionante la Megan Maxwell cómo explota las fantasías de las secretarias respecto a sus jefes ... en general, el libro es bastante aburrido, las escenas sexuales son de chiste - colección de topicazos uno detrás de otro - pero en fin, las lectoras de esta escritora es lo que van buscando ... Es todo lamentable.

hace 6 años
6

Cuando escogí esta novela no tenía más pretensiones que el entretenimiento, sin buscar más profundidad, leí críticas que decían que había "empacho de sexo", es que es una novela erótica, entonces... Me entretuvo, sin más.

hace 6 años
7

Mas de lo mismo.

hace 7 años
7

Te atrapa y divierte, para pasar un rato entretenido está muy bueno. Me gusta ese romance entre Jud y Eric. *-*

hace 7 años
8

Muy buenos los libros. Lo que más me ha gustado del libro es la sencillez de Judith, una chica de lo más normal que piensa como haría una chica de calle, sin tapujos. Nada que ver con la sosaina de 50 sombras de Grey ,que tiene horchata en la sangre. En el tema literario no me meto, pero me ha gustado que me hiciera reír, enfadarme, ponerme a tono y hacer volar mi imaginación.

hace 7 años
8

Me gustó muchísimo, es un libro muy ligero en su lectura si bien hay muchas comparaciones con 50 sombras de grey, este me ha gustado más la trama súper entretenida y es un libro que te atrapa.

hace 7 años
10

Impresionante. Me ha dejado totalmente emocionada. Ante todo, tengo que destacar que está muy bien escrito, no utiliza páginas y páginas describiendo lugares y personajes, cosa que me aburre mucho siempre que leo, y las frases que escribe, al ser españolas, me hace sentir muy agusto, la protagonista abre sus pensamientos, y tal cual lo refleja, éso hace que en un par de días hayas terminado el libro. Me parece un libro muy adictivo, no quise parar de leer hasta acabarlo, en todo momento quiero saber qué pasará en el siguiente capítulo. Los personajes me han enganchado todos. Con este libro he reído, he llorado como una tonta, sentía los celos de Judith.... En todo momento sentía lo que ella sentía. Así son muchas parejas al empezar, discutes, te reconcilias, vuelves a discutir, te vuelves a reconciliar. Lo recomiendo 100%

hace 7 años
4

Debo reconocer que el primer cuarto del libro se me hizo insufrible: me fastidiaron los personajes, me desagradaron las situaciones, más que nada por como los personajes se comportaban ante estas situaciones, además, todo tan reiterativo que me aburrí a tal punto que casi lo abandono. Sin embargo, decidí darle una última oportunidad y la cosa mejoró un poco, sobre todo porque hay que reconocerle a la autora la introducción de un tema no tan tratado en la literatura erótica como es el voyerismo y, dentro de todo, en ese contexto, la pareja protagonista evolucionó bien. Donde definitivamente esta pareja no prosperó bien fue en lo emocional; realmente terminé agotada entre tanta pelea, tanto malentendido, tanto mal rollo y mal humor. De Megan Maxwell había leído dos o tres novelas chick lit que me gustaron y cumplieron su objetivo de entretener, pero ésta… uufffff, era una secuencia pelea, reconciliación, sexo, pelea, reconciliación, sexo, pelea, reconciliación, sexo… La novela tampoco gana tanto por la parte erótica. Al menos a mí me pasa que, cuando no hay un buen uso de recursos narrativos y las descripciones son tan explícitas y con un lenguaje tan directo, el libro pierde esa esencia sugerente que logra estremecer hasta con las descripciones más simples. Pero bueno, Megan Maxwell deja la historia inconclusa en lo que es probablemente el único punto alto de la novela y mi yo masoquista quedó intrigado por saber cómo continuará.

hace 7 años
10

El primer libro del best-seller "Pídeme lo que quieras". No me parece que sea una copia de 50 sombras de Grey, la autora hizo de un buen trabajo al mezclar lo erótico con el amor. Una historia de amor con altibajos, emociones, llena de noches de sexo.

hace 8 años
1

No quiero que nadie se equivoque con este libro, como me ha pasado a mi. Es una burda imitación de las sombras de Grey, mismo estilo repetitivo, predecible, con los mismos clichés infantiles. Vamos, si tienes 16 años te apasionará, pues te da lo que necesitas: jovencita con "caracter", joven rico y seguro de sí mismo, lujo por todas partes. Pero es un libro hueco, con una historia hueca y ridícula. Eso sí, páginas y páginas de sexo que empachan hasta la saciedad.

hace 8 años
10

El primero de la trilogía me encantó pese a ser muy pero que muy parecido a 50 sombras cuando comienzas a leerlo, aún así le di una oportunidad y me gustó mucho. En los dos libros siguientes, Megan Maxwell me empachó con tanto sexo!

hace 8 años