LAS TINIEBLAS Y EL ALBA FOLLETT, KEN

Nota media 7,32 Muy bueno 85 votos 30 críticas

Resumen

Año 997, finales de la Edad Oscura. Inglaterra se enfrenta a los ataques de los galeses en el oeste y de los vikingos por el este. Aquellos que ostentan algo de poder lo ejercen con puño de hierro y, a menudo, en conflicto con el propio rey.

En estos tiempos turbulentos, tres vidas se entrecruzan. El joven constructor de barcos Edgar, a punto de fugarse con la mujer a la que ama, descubre que su futuro será muy diferente a lo que había imaginado cuando su hogar es atacado por los vikingos; Ragna, la rebelde hija de un noble normando, acompaña a su marido a una nueva tierra al otro lado del mar; y Aldred, un monje idealista, sueña con transformar su humilde abadía en un centro de saber admirado en toda Europa. Los tres se verán abocados a un peligroso enfrentamiento con el despiadado obispo Wynstan, decidido a aumentar su poder a cualquier precio.

El gran maestro de la narrativa de acción y suspense nos transporta al ocaso de una época violenta y brutal y el comienzo de un nuevo tiempo en un monumental y emocionante relato de ambición y rivalidad, nacimiento y muerte, amor y odio.

30 críticas de los lectores

8

“Las tinieblas y el alba”, más que una precuela, se asemeja a una suerte de remake de “Los pilares de la tierra”, con muchos de los ingredientes que la hicieron una obra de referencia, pero dejando atrás alguno que otro que se antoja imprescindible, como el halo de epopeya del que carece. Ken Follett ya era un escritor consagrado en el terreno del suspense al más puro estilo best seller cuando decidió hacer realidad un sueño, desempolvando un largo trabajo en el que había recibido poco apoyo y despertaba no pocos recelos en el mundo editorial. Finalmente resultó ser un éxito rotundo: “Los pilares de la tierra”. Fue el inicio de una epopeya, una larga, larguísima novela, de casi 1.000 páginas de una narración intensa bajo el leitmotiv de la construcción de una catedral. En la época no eran habituales novelas de tanta longitud (“El señor de los anillos” se publicaba en tres tomos). Quizás fue ese extenso mundo imaginado (porque en realidad de histórico no tiene mucho) el que permitía una inmersión en todo un atractivo universo, lejano temporalmente, que mostraba lo mejor y peor de una época, pero sobre todo de unos personajes que lograron trascenderla al convertirse en sus arquetipos fetiches. El libro sentó cátedra, de manera que una novela “histórica” que se preciara debía cumplir el estándar de las 1.000 páginas. Gracias a ello, completó una trilogía en la que el segundo y tercer libro saciaron a los ávidos lectores, aunque todo nos sonara a más de lo mismo. Incluso inauguró y finalizó la trilogía “El siglo”, con similares tochos que, en épocas distintas, parecían jugar al eterno retorno en el que se había instalado el recuerdo de “Los pilares de la tierra”. A todo esto, llega “Las tinieblas y el alba”. ¿Veredicto? Notable, para mi gusto, y lo explico: A estas alturas debes ser muy fan de Follett para aventurarte en una precuela de su gran obra. ¿Qué podemos encontrar en la novela? Lo mismo que en todas: • Narración frenética y a menudo algo superficial pero nada superflua. • La recreación histórica de un tiempo y lugar muy parecidos a los de la trilogía original (tanto que se trata del mismo escenario). • Personajes buenos, muy buenos, los protagonistas, de los que te vas a enamorar, pero con los que vas a sufrir y mucho. • Personajes malos, muy malos, que vas a odiar. • Y muchos más personajes, que el maestro se ha permitido no solo nombrar, sino que también aportar su apodo, lo cual puede llegar a enloquecer a cualquiera que pretenda retenerlos en su memoria. Follett es un gran narrador, ágil, rítmico, sin mucho adorno, pero eficaz. Encadena decenas de escenas inherentes a la trama principal o hábilmente conectadas, casi sin solución de continuidad, incluso cuando transcurren años entre ellas. Sabe mantener la tensión aun cuando el lector ya intuye lo que va a pasar. Porque a estas alturas Follett no sorprende, no tiene necesidad de ello. Ya tiene sus clichés y sus arquetipos que le funcionan y que sus fans demandan. A estas alturas no precisa asumir riesgos: ya los asumió cuando se inició en la novela histórica. Particularmente, esta novela carece de la epopeya de la construcción de un gran edificio. Narra las azarosas venturas y desventuras de tres personajes principales, con sus dosis de sexo y violencia en la que tan cómodo se encuentra. Por eso, si no quieres arriesgar lo único que puedes ofrecer es más de lo mismo, sublimado por supuesto, para soslayar el encallecimiento del lector frente a sus herramientas. También pierde la gran oportunidad que ofrece el cambio de milenio, que queda en la línea temporal de la novela (desde el 997 hasta el principios del 1000) y que seguramente supuso una enorme relevancia, dado que en aquella fecha, y dada la predicción del Apocalipsis de San Juan, se esperaba el fin del mundo. Tan solo el sustantivo “alba” del título, adjetiva realmente la superación de aquella época oscura que desemboca y se materializa en la arquitectura de la luz que supuso el gótico que tan magistralmente recoge en “Los pilares de la tierra”. Dicho lo cual, juzgado de forma independiente, sin la decepción de esperar y no encontrar algo novedoso, la novela es buena. No obstante, cabe decir que Follett no puede ser valorado de forma separada de su obra, por lo que esta supone una cierta decepción. Y, además, siempre quedará la rémora de ser una traducción de un idioma con menos herramientas lingüísticas que el castellano. No estaría mal fomentar nuestros propios Follett, que los hay y muy buenos (mejores diría yo). Edición del libro: 5/5 Originalidad de la trama: 3/5 Agilidad de la trama: 5/5 Calidad de la narración: 4/5 Calidad de los diálogos: 4/5 Equilibrio narración/diálogos: 5/5 Rigor histórico: 3/5 Desarrollo de los personajes: 4/5 Desarrollo de los escenarios: 4/5 Recomendación personal: 4/5 Los aspectos que destacaría son: 1) Edición. Perfecta, incluida la portada, aunque a estas alturas podía haber aportado alguna información gráfica. 2) Estructura. Lineal, previsible y falta de giros que sorprendan (especialmente para quienes ya han leído sus obras anteriores). 3) Rigor histórico. No se trata de novelar sobre hechos históricos reales, pero sí realiza una ambientación convincente, aunque en determinados momentos sea algo escasa y el adjetivo “vikinga” le venga largo. 4) Calidad de la narración. La narración es la fortaleza de Follett. Es pulcra pero no simple. No resulta recargada aunque a veces se acerca al detalle que te aproxima a la escena. Consigue buenos momentos de tensión. 5) Calidad de los diálogos. Los diálogos resultan amenos, aunque en momentos faltos de credibilidad. En ocasiones les falta la intercalación de personajes, ya que encadena frases en las que puedes perder el hilo de quién dice qué, lo cual da idea de que no termina de conseguir una buena identidad y construcción de personajes. 6) Equilibrio narración-diálogos. Bien construido. 7) Desarrollo de los personajes. Arquetípicos en el mundo Follett. Edgar, Alfred y Ragna podrían ser los alter ego de Jack, Philip y Aliena. Se describen prácticamente igual y se conducen y conectan de forma similar. 8) Desarrollo de los escenarios. Aquí pierde mucho con respecto a “Los pilares de la tierra”, aunque consigue hacer una buena escenificación. 9) Originalidad de la trama. Queda dicho: más de lo mismo, aunque disfrutes leyéndola. Resulta previsible, lo que no deja de favorecer cierto sosiego en momentos de mucha tensión. 10) Agilidad de la trama. Es la droga que ofrece Follett, la que nos tiene a muchos enganchados. Apenas deja tiempo para tomar un respiro. Parpadeas y las mil páginas ha finalizado, lo que no deja de ser su mayor mérito. A pesar de algunos de los contras que personalmente he mencionado, la obra no deja de ser recomendable, incluso a nivel de imprescindible para sus fans. Los 150 años de separación con el inicio de la trama de “Los pilares de la tierra” presagian una nueva trilogía. ¿Podrá volver a sorprender? Yo diría que sí.

hace 1 mes
5

Tuve mis dudas de leerlo porque no me gustó nada el anterior.... Al principio me enganchó porque parecía que el argumento iba a ser diferente, ya que es la primera vez que la heroína se casa enamorada. Pero no. Después de 700 páginas, con muchos momentos que no aportan nada a la trama, empieza el drama. Me dio la sensación de que el autor se había cansado de divagar y quería terminar cuanto antes. Pero vamos, que ya sabes lo que va a pasar y los personajes son calcados a los de otros libros. Edgar me resultó un poco soso y Ragna, que al principio tiene mucha fuerza, se queda en nada. Y claro, los malos, que son muy malos y están todo el tiempo maquinando para quitarse de enmedio a Ragna y luego a Wilf, en una época en que no se andaban con remilgos para el asesinato. Y lo de Wilf con la esclava era necesario para meter más drama o es para que Ragna se vaya acostumbrando? En cuanto al final, resulta que el rey no hace nada por ayudar a Ragna y al final deja que se case con un plebeyo? En fin, que siendo un libro que se deja leer es bastante predecible ya que sigue el esquema de los anteriores y a veces parece escrito con desgana.

hace 1 mes
6

Ken Follet repite una y otra vez la misma historia con los mismos personajes. No cambia casi nada. Entretiene sin más

hace 2 meses
9

Buena novela que me engancho desde el principio hasta el fin, tan adictivo como los tres anteriores, aunque lo pondría por debajo de la 1ra y la 2da, y quizas mas cerca a la 3ra, pero ojo, no es que sea mala novela, sino que los otros son mas monumentales.

hace 2 meses
6

Muy similar al resto de la saga, pero el peor de todos ellos. Empieza con un atractivo escenario que engancha rápidamente, pero después el autor cae en un excesivo gusto por el folletín llevando a los protagonistas a situaciones extremas con un sufrimiento constante, inventando una relación sentimental ridícula y absolutamente imposible en la época. El maniqueísmo es absolutamente descarado, patético realmente: los malos son malísimos, no los ha habido peores en la Historia (la maldad del obispo es de chiste); los protagonistas son buenísimos, bellísimos, maravillosos en todo y, cómo no, acaban juntos, a pesar de ser ella toda una condesa y él un gañán de pueblo. Las escenas sexuales, forzadísimas y fuera de lugar completamente. Y el final, penoso por lo melifluo, todo se soluciona divinamente bien como en una historieta del pato Donald, felicísimos los buenos y fastidiadísimos o muertos los malos. En fin, lo positivo es que es muy ameno y está muy bien ambientado en la época, en torno al año 1000.

hace 2 meses
8

Las tinieblas y el alba es un libro que recomiendo a todo aquel amante de las novelas medievales. Siguiendo con el estilo de la saga, combina el quéhacer cotidiano de los campesinos con las luchas de poder de la nobleza y el clero, entrelazando en ambos las vidas de los protagonistas, unidos en esta historia por el azar con el que suele firmar Ken Follett. Con una trama imprevisible, presenta a unos personajes fuertemente caracterizados, de los que amas u odias. Dentro del primer grupo, es la protagonista femenina la que aguanta más sufrimientos y la que mejor los supera de toda la saga, desde mi punto de vista. Tras haber leído los cuatro libros, no me canso de sus historias y, si hubiera una quinta entrega, creo que no defraudaría. La creatividad y el arte de este escritor parece no tener fin.

hace 3 meses
7

Sin duda el más flojo de la saga . Menos rigor histórico que en los anteriores. Con todo no deja de ser una buena novela que no pierde los pilares básicos de las anteriores, elementos constructivos ahora un puente como en un Mundo sin Fin y personajes llenos de maldad frente a hombres sencillos que hacen el bien.

hace 3 meses
7

Novela entretenida, con algunos pasajes interesantes y otros un tanto predecibles, por su parecido, tanto en la esencia de los personajes como en la trama, a otras novelas de la saga precedentes. No obstante cumple su misión, que no es otra que el resultar amena, rápida de leer para su extensión y dejarte pinceladas de la sociedad y modo de vida de la época. El final peca de ser demasiado idílico. Quizá el más flojillo de los cuatro de la saga.

hace 4 meses
2

Más de lo mismo de este autor. No vuelvo a picar más.

hace 6 meses
7

Buena novela, pese a su extensión se lee prácticamente sin darte cuenta. Se aprecia la soltura narrativa del escritor y el trabajo de investigación que lleva detrás: es interesante tratar de dar algo de luz a una época de la que ha quedado registrada tan poca información para nuestros días. La trama consigue que ames/odies a los personajes (típico de Follett), y aunque algunas escenas de sexo no vienen a cuento, es perdonable. En general un libro que he disfrutado mucho y recomendaría!

hace 7 meses
5

Muy flojo para lo que Ken Follet nos tiene acostumbrados. Al principio es interesante, describiendo usos y costumbres de la época, pero después se mete en una historieta de amor en la que se recrea en exceso dejando de lado la parte histórica, lo cual hace que decaiga el interés por el libro. Lo más flojo de la obra de este excelente autor está en este libro.

hace 7 meses
7

Como todo lo de Ken Follett es un libro históricamente muy fiel, he aprendido más de historia con este hombre que en el colegio. Pero la parte narrativa me ha decepcionado bastante, me da la sensación que hay pocos personajes, acostumbrada a varias historias que se van conectando a lo largo del libro en este el argumento me ha resultado sencillo y muy predecible.

hace 8 meses
7

No hay mucho más que añadir a las críticas de los lectores,, si te gusta el autor, disfrutarás de la lectura.

hace 9 meses
8

Entretenido, en la línea del autor. Me ha gustado.

hace 9 meses
9

Adoro a este hombre. No hay libro suyo que no me guste.

hace 9 meses
5

A mi me ha decepcionado. Será porque me he leído todos los que tienen que ver con los Pilares de la Tierra y me parece más de lo mismo. Este libro es Los Pilares de la tierra escrito 20 años después. Follet es un genio creando ambientes, es increíble el modo en el que engancha desde el página uno, pero este tipo de historias ya se las hemos leído. Los malos son muy malos, los bueno son muy buenos y, prácticamente, sabemos lo que va a ocurrir cuando alcanzamos el 25% del libro. En las presentaciones y en las entrevistas le oí hablar mucho sobre los Vikingos y creí que la historia versaria sobre ese argumento, pero prácticamente son testimoniales. Para mi Follet es un maestro pero este libro, junto a un mundo sin fin, se me antojan los más flojos de la saga.

hace 9 meses
5

La verdad que me a decepcionado un poco este libro. Me encantaba todo lo de Ken Follett, pero este libro parece en algunas partes del mismo una novela de Corín Tellado (sin animo de menospreciarla) con relatos de amor y sexo insustanciales. Parece una novela escrita para niños. Eso si, fácil de leer como todo lo de Follett pero francamente decepcionado.

hace 9 meses
8

Maravilloso Ken Follet, una gozada sumergirme en sus novelas. Esta me mantuvo enganchada de principio a fin

hace 9 meses
7

Molt bona recreació històrica del finals dels anys foscos de la Edat Mitjana a Anglaterra. Un periode interessant sobre el que no havia llegit res, on hi ha diversos regnes a Anglaterra que lluiten contra les incursions dels Víkings. Interessant les diferencies entre els Anglesos, on el cristianisme és una mica més laxe, i els normands a França, descendents dels Vikings pero on el Cristianisme està més desenvolupat i proper als dogmes provinents de Roma. La historia en minuscules segueix el mateix patró arxiconegut del autor: protagonistes molt bons que han de lluitar contra les adversitats i dolents molt dolents. Ens fan patir molt però al final, a les darreres 50 pàgines el bé acaba triomfant.

hace 10 meses
8

Muy recomendable.

hace 10 meses