LA CIUDAD DE LA ALEGRÍA LAPIERRE, DOMINIQUE

Nota media 7,48 Muy bueno 228 votos 9 críticas

Resumen

Una obra mítica. Un canto de amor, un himno a la vida, una lección de ternura y de esperanza. Un sacerdote francés, un joven médico norteamericano, una enfermera de Assam y un campesino indio que se gana la vida tirando de un rickshaw se encuentran un día bajo las cataratas del monzón y se instalan en el alucinante decorado de un barrio de Calcuta para cuidar, ayudar, salvar. Condenados a ser héroes, pelearán, lucharán y vencerán en medio de las inundaciones, las ratas, los escorpiones, los eunucos, los dioses, las fiestas y las setenta mil "luces del mundo" que pueblan La ciudad de la Alegría. Su epopeya es un canto de amor, un himno a la vida, una lección de ternura y de esperanza para todas las personas de nuestro tiempo.

9 críticas de los lectores

No se lo recomendaría a nadie. Si alguien desea saber sobre generosidad y pobreza, les recomiendo leer escritos de San Vicente de Paul, uno de los santos mas generosos y dedicado a los pobres completamente..y los libros de Madre Teresa de Calcuta, ya hoy santa.. Dominique Lapierre, quiso aprobecharse de la Madre Teresa, de sus meritos.. En la ciudad de la alegria la mayoria de la gente elegia el mal..leprosos, eunucos, musulmanes convencidos.. gente mafiosa...gente que para evadirse de la belleza tenia relaicones sexuales, gente que por pobreza abortaba para vender y sacar dinero..La ciudad de la alegria era un sitio sucio..sucio por fuera y sucia era la gente que vivia en el...Lo que hacen los santos y lo que Dios quiere no es que nadie entre alli y se haga sucia por dentro y por fuera como ellos, Lo que Dios quiere es que haya gente que entre y salga todos los dias, y saque a esa gente de ese ambiente..Poco a poco una labor de chinos, lo se, pero es asi como se puede ayudar, no se ayuda haciendo te sucio y pecador como ellos.. El sacerdote Paul Lambert, era tolerante con el mal,..con comportamientos como que casen a una hija por dinero y no por amor..jamas protesto por eso, ni educo a esa gente, ni le dijo eso o esta bien, solo debes casar a tu hija por amor...y enfadarse con los pobres.. Ni esta bien ser homosexual o eunuco..Ni esta bien que los leprosos compren a una mujer y tengan sexo con ella...la mujer estaba vendida, y no tuvo voz ni voto...QUE HOMBRE PARECIDO A JESUCRISTO NO DENUNCIARIA ESOS COMPORTAMIENTOS!!! El sacerdote Paul Lambert, fue tolerante con ellos y permisivo y no los educo..Vamos casi como que los veia maravillosos a esos pobres y no lo son son malos... Un buen cristiano, tendria misericordia de ellos, pero no los veria buenos...Si te metes dentro de esos tugurios ves bien lo que hace esa gente y te vuelves mala, por ver esas cosas bien, como le paso al sacerdote..es decir te vuelves sucia por dentro ypor fuera..(la ciudad de la alegria era una cloaca, llena de ratas cucarachas..las personas limpias de corazon no soportan esa suciedad en su entorno..) Yo creo que ese barrio no era alegre y en el n ohabia alegria, si no miseria y suciedad en el corazon de la gente y en las calles y casas.. No es canto de ternura, no hay ternura, la ternura sale del amor..y no tiene que ver son el sexo...la ternura es amor puro sin sexo..la ciudad de la alegria es un estercolero donde hasta los leprosos compran a una mujer como si fuera un objeto, y la utilizan sexualmente,..sin amor..y el sacerdote lo ve bien... y de esperanza nada...Esperanza las misioneras de la caridad, que iban alli, que podian sacar a alquien y con tiempo llegar a darle una vida digna..en un lugar digno y donde se les educara que hay comportamientos y cosas que no se deben hacer.. Ser pobre no significa ser bueno, los que nos importan los pobres debemos saberlo , los pobres no son buenos salvo escepciones...pero debemos tener misericordia de ellos y educarles en valores y culturalmente,..para que un dia puedan ganarse la vida y abandonar la pobreza...deseo a todos los pobres del mundo que dejen de ser pobres...eso si, ellos tiene que esforzarse. Mi nota que le doy es un 2...las que lo hicieron bien fueron las misioneras que no se quedaban, no los protagonistas de este libro..Paul lambert y el medico y la chica india , ni son angeles ni son generosos , ni nada..ni asi se consigue ayudar a nadie..hhay que hacerlo como lo hace san vicente de paul..el si que es generoso de verdad, el mas generoso despues de jesu.

hace 1 año
10

Lo leí hace mucho tiempo. Me conmovieron los personajes que, en medio de la miseria, el hambre y la muerte, llevan un rayo de esperanza a la gente desesperada. Otra lectura que debería ser obligatoria.

hace 1 año
8

El autor se encarga perfectamente de describir lo duro que resulta la vida en ciertos países o ciudades. A medida que se va avanzando en la lectura, uno cada vez más seguido reflexiona sobre las situaciones y acontecimientos. Para colmo está basada en un hecho real así que mejor todavía. A pesar del argumento dramático y hasta desesperante por momentos, el libro no es tedioso.

hace 2 años
8

Muy contento de haberme atrevido a leerlo, pues si lo ojeas no invita a ello con párrafos interminables. Sin embargo es una deliciosa novela. MUY recomendable

hace 3 años
7

Un libro que resume la historia de un país en una sola palabra: miseria. Es una tarea difícil entender para el mundo occidental cómo el día a día de un país de tantos contrastes, se resume en esta palabra. Por un lado la pobreza en su grado máximo de los habitantes de la Ciudad de la Alegría en Calcuta y por otro, su solidaridad incondicional. El libro nos muestra esta realidad a través de un padre que es capaz de ofrecer su vida para que su hija se case, aunque vivan en plena calle, sin un techo. También admiramos la tarea de los verdaderos "seres de luz": voluntarios anónimos que trabajan para ayudar entre tanta pobreza sin ninguna retribución a cambio, solo la satisfacción de ayudar a quienes no tienen nada. La frase final de uno de los personajes del libro resume esta realidad de contrastes que se vive en India. Libro muy recomendable, es un llamado de atención.

hace 4 años
9

Creo que es el libro que más me ha gustado por lo que he sentido mientras lo leía. Maravillosos.

hace 4 años
9

Este libro me hizo estremecer, llorar, sentir, nunca lo olvidaré, es de los libros que he leído que más me han impactado. Muy bueno, muy duro, muy tierno, muy cruel, pero sobre todo muy muy recomendable.

hace 5 años
7

Es de esos libros que cuando lo lees ya nunca lo olvidas.

hace 5 años
9

A pesar de haberlo leído hace muchos años, aún recuerdo lo mucho que me gustó. Las primeras 100 páginas son pura narrativa, cosa que me echaba para atrás. Pero luego te sumerges en la Calcuta más pobre y te dejas llevar por sus descripciones. Te transmite tanto, que varias veces tuve que parar porque sentía hasta los olores.
Maravilloso. Volveré a releerlo un día de estos.

hace 6 años